El sistema público de pensiones

Resulta difícil decir nada nuevo sobre el tema de las pensiones. Se continúa repitiendo idénticas falacias. Ante los mismos tópicos, no valen sino los mismos argumentos. Todos los medios de comunicación se han hecho eco de la publicación por parte de la OCDE de un informe acerca de las pensiones en los países que la integran. Es curioso que los organismos internacionales tengan una especial predilección por este asunto, revistiendo siempre sus informes de tintes catastrofistas. Es curioso porque los funcionarios de todos estos organismos devengan espléndidas pensiones (esas sí que son generosas), sin que nadie se plantee si son o no sostenibles. Ante el ruido generado por el informe, conviene recordar verdades y desmontar falacias:

1. Desde mediados de los años ochenta los servicios de estudios de las entidades financieras, fundaciones y otras instituciones han ido elaborando documentos e informes con el fin de demostrar que el sistema público de pensiones resulta inviable. En todos ellos se anunciaba que el sistema entraría en quiebra a plazo fijo. El caso es que han ido llegando sucesivamente las fechas fijadas sin que se produzca la debacle anunciada.

2. La argumentación de todos esos informes es casi idéntica. Parten del hecho de que el incremento de la esperanza de vida y la baja tasa de natalidad configurarán una pirámide de población en la que la proporción entre trabajadores y pensionistas se inclinara a favor de estos últimos, en tal medida que hará insostenible el sistema. Se recurre a la tasa de dependencia citada, por ejemplo, en el reciente informe de la OCDE.

3. Esta forma de argumentar olvida la variable de la productividad. La cuestión no estriba en cuántos son los que producen, sino en cuánto es lo que se produce. Cien trabajadores pueden producir lo mismo que mil si su productividad es diez veces superior, de tal modo que, aun cuando esta proporción del número de trabajadores por pensionistas se reduzca en el futuro, lo producido por cada trabajador será mucho mayor. Quizá lo ocurrido con la agricultura pueda servir de ejemplo. Hace cincuenta años, el 30% de la población activa española trabajaba en el sector primario; hoy, únicamente lo hace el 4%, pero ese 4% produce más que el 30% anterior. En resumen, un número menor de trabajadores podrá mantener a un número mucho mayor de pensionistas.

4. En los últimos cuarenta años, gracias a los incrementos de la productividad, la renta per cápita en términos constantes casi se ha duplicado y es de esperar que en el futuro continúe una evolución similar. Mientras que la renta por habitante de una nación se mantenga constante o se incremente, ningún colectivo, bien sea de pensionistas, bomberos o empleados de banca, tiene por qué ver empeorada su situación económica. Si en un periodo de tiempo, un colectivo (por ejemplo los jubilados) ve cómo sus ingresos crecen menos que la renta por habitante es porque otras rentas, ya se trate de las salariales, de capital o empresariales, crecen más. Se produce por tanto una redistribución de la renta en contra de los pensionistas y a favor de los otros colectivos, que con toda probabilidad serán el de los dueños del capital o el de los empresarios. Y tales aseveraciones se cumplen siempre sea cual sea la pirámide de población, la esperanza de vida o la tasa de natalidad.

5. La viabilidad del Sistema Público de Pensiones está condicionada por la tasa de dependencia sólo si su financiación se liga a las cotizaciones sociales. Pero no tiene, ni debe por qué ser así. En un Estado social, tal como lo define nuestra vigente Constitución, son todos los recursos del Estado los que tienen que hacer frente a la totalidad de los gastos de ese Estado, también a las pensiones. La separación entre Seguridad Social y Estado es meramente administrativa y contable, pero no económica, y mucho menos política.

6. Afirmar que son los trabajadores y los salarios los únicos que han de mantener las pensiones es un planteamiento incorrecto. No hay ninguna razón para eximir del gravamen a las rentas de capital y a las empresariales. El artículo 50 de la Constitución Española afirma: “Los poderes públicos garantizarán, mediante pensiones adecuadas y periódicamente actualizadas, la suficiencia económica a los ciudadanos durante la tercera edad”. El Estado ha de concurrir con los recursos necesarios para asegurar el pago de las pensiones, sea con las cotizaciones o con cualquier otro impuesto. Y si las cotizaciones no son suficientes para financiar las prestaciones en una determinada coyuntura, el desfase ha de ser cubierto por las aportaciones del Estado.

7. Desde esta perspectiva, carece de todo sentido el llamado fondo de reserva creado por el Pacto de Toledo, que estipula que en las épocas en las que la recaudación por cotizaciones sociales exceda del gasto en pensiones se constituya un fondo para subvenir a financiar el déficit cuando los términos se inviertan. No es este fondo -al que vulgarmente se llama “hucha de las pensiones”- lo que puede ofrecer seguridad a los futuros pensionistas, sino la garantía de que detrás del derecho a la prestación se encuentra el Estado con todo su poder económico. En realidad, los incrementos o disminuciones del fondo de reserva son meros apuntes contables entre administraciones ya que, como es lógico, su importe se invierte en deuda pública. En este sentido resulta un dislate el comentario que parece haber hecho Zapatero al hilo de que el actual Gobierno haya consumido el fondo de reserva. “Si sé esto, no congelo las pensiones en 2011 y tiró del fondo de reserva”. Debería conocer que pagar las pensiones con cargo al fondo de reserva en ningún caso impide que se incremente el déficit de las Administraciones Públicas, que era lo que él parecía querer evitar.

8. De igual modo, no tiene sentido que el actual Gobierno pretenda enjugar el déficit de la Seguridad Social con préstamos en lugar de con transferencias a fondo perdido. Fue en 1994 cuando se introdujo este antecedente tan negativo, y se comenzaron a cubrir los
desequilibrios entre cotizaciones y prestaciones por medio de préstamos, en vez de hacerlo con aportaciones estatales sin contrapartidas; se rompía así la norma anterior de que en los Presupuestos del Estado aparecían transferencias de recursos del Estado a la Seguridad Social.

9. El envejecimiento de la población de ninguna manera provoca la insostenibilidad del sistema público de pensiones, pero sí obliga a dedicar un mayor porcentaje del PIB no solo a financiar las pensiones, sino también a pagar el gasto sanitario y los servicios de atención a los ancianos y los dependientes. Detracción por una parte perfectamente factible y, por otra, inevitable si no queremos condenar a la marginalidad y a la miseria a buena parte de la población, precisamente a los ancianos, una especie de eutanasia colectiva. John Kenneth Galbraith anunció ya hace bastantes años que cambios como la incorporación de la mujer al mercado laboral y el aumento en la esperanza de vida exigían una redistribución de los bienes y servicios que deben ser producidos y, en consecuencia, consumidos, a favor de los llamados bienes públicos y en contra de los privados.

10. Habrá quien diga que estos bienes y servicios, incluidas las pensiones, los podría suministrar el mercado. Pero llevar a la práctica tal aseveración significaría en realidad privar a la mayoría de la población de ellos. Muy pocos ciudadanos en España podrían permitirse el lujo de costearse todos estos servicios, incluyendo la sanidad, con sus propios recursos. ¿Cuántos ciudadanos tienen la capacidad de ahorrar una cuantía suficiente para garantizarse una pensión de jubilación digna? La única dificultad es ideológica. El neoliberalismo económico pretende imponer la aversión a lo público y a los impuestos.

11. En todos los informes de organismos o instituciones en los que se siembran dudas acerca de la viabilidad de las pensiones públicas se plantea al mismo tiempo la necesidad de completarlas con pensiones privadas. Surge la duda acerca de si el objetivo que se persigue
no será potenciar los fondos privados de pensiones. De hecho, la única alternativa que se propone a las pensiones públicas es que cada persona de forma individual ahorre para la vejez. Los fondos de pensiones no son más que una forma de ahorrar y no precisamente de
las más ventajosas para el inversor, aunque muy lucrativas para las entidades financieras depositarias de las inversiones y que controlan a las gestoras. No es de extrañar que los fondos estén de capa caída por más medidas que adopte el Gobierno para incentivarlos.

12. Supeditar la solución de la contingencia de vejez a la cantidad de ahorro que cada individuo haya podido acumular a lo largo de su vida activa es condenar a la pobreza en su ancianidad a la gran mayoría de la población. Es bien sabido que el 60% de los ciudadanos carecen de capacidad de ahorro (no llegan a final de mes) y otro 30%, si ahorra, lo hace en una cuantía a todas luces insuficiente para garantizar el mínimo vital en la jubilación.

13. La OCDE y otros organismos internacionales suelen afirmar que las pensiones en España son muy generosas. Lo fundamentan en lo que llaman tasa de reposición (pensión que se recibe como porcentaje del último salario) que, según dicen, está por encima de la de la mayoría de los países de la Organización. Pero ese porcentaje es teórico para un trabajador que hubiese cotizado el número mínimo de años para percibir la pensión máxima (en España, más de 35) y se jubilase a la edad legal (en nuestro país, 65 años, por ahora). No
tiene en cuenta, por consiguiente, otros muchos factores: la dinámica del mercado de trabajo, la penalización de la jubilación anticipada, topes máximos, salario mínimo, bases sobre las que cotizan determinados regímenes, pensiones mínimas, sistema fiscal, etc., que hacen que la tasa real esté muy alejada de ese máximo y sea inferior a la de otros países. En 2016 la pensión media de los nuevos pensionistas ascendió a 1.087 euros al mes, mientras que el salario medio se situó en 2.226. No llega por tanto ni al 50%. El 72% de los jubilados cobran en la actualidad menos de 1.100 euros mensuales (el 50% no sobrepasa los 700 euros). El 20% de las pensiones contributivas y la totalidad de las no contributivas están por debajo del umbral de la pobreza. Como puede apreciarse, la generosidad es desbordante.

14. La ofensiva desatada desde mediados de los años 80 contra el sistema público de pensiones ha tenido sus frutos y, así, en distintas ocasiones se ha reformado el sistema y siempre en la misma dirección, la de empeorar las condiciones de la jubilación. Pero ha sido la reforma de 2013, aprobada por el PP, la que ha creado un panorama futuro más alarmante: la actualización anual de la prestación se desvincula del coste de la vida y se la hace depender de una fórmula alambicada y absurda que condena en el futuro a los pensionistas a ir perdiendo poder adquisitivo. España se ha convertido en el único país de toda Europa que desliga la actualización de las pensiones de la evolución de los precios y los salarios.

15. La recaudación fiscal se incrementa de forma automática con la inflación. ¿Por qué no incrementar, entonces, las prestaciones de los jubilados en la misma cuantía? La pretensión actual de no actualizar las pensiones con el índice del coste de la vida constituye un
verdadero expolio, equivalente a gravar a los jubilados con un impuesto adicional progresivo sobre su pensión (progresivo no en el sentido de progresividad fiscal, sino porque el tipo va a incrementarse año a año). Suponiendo que la inflación sea del 2% anual, el
impuesto será del 2% el primer año, del 4% el segundo, del 6% el tercero, del 10% a los cinco años, del 20% a los diez años. ¿No es este el gravamen más injusto de los que están vigor?

Juan Francisco Martín Seco /14/12/17)

Anuncios

30 pensamientos en “El sistema público de pensiones

  1. Las futuras pensiones están en peligro tras la caída de ingresos de las arcas de la Seguridad Social. El gobierno hace alarde del aumento de afiliados, pero no tiene efectos positivos por la paulatina bajada de los salarios. La hucha de las pensiones ya no tiene dinero para pagar la extra.

  2. Es el cachondeo padre que empresas de un sector, en lugar de realizar análisis sectoriales para su consejo de administración, se dediquen a financiar artículos científicos o estudios de mercado, precisamente, para aumentar su cuota de mercado a costa de la ingenuidad de la prensa española, que reproduce sus resultados sin análisis y sin avisar a sus lectores que la empresa que realiza el estudio tiene, precisamente, interés en dicho sector.

  3. En la hucha de las pensiones cada vez menos dinero. En Suiza y Panamá cada vez más dinero.
    Piensalo cuando votas y no te quejes ahora.

  4. Si de la hucha de las pensiones solo se sacase para pagar las pensiones de quienes han aportado… el sistema esta automáticamente saneado… Si de las pensiones se saca para pagar desempleo, cuando esos desempleados de jubilen ya se han gastado el dinero que aportaron…. el desempleo tiene que salir de otro lado, lo mismo que las pensiones no contributivas, no pueden salir de la hucha de los que aportan porque así el sistema hace agua, son muchísimos los que cobran (sin haber aportado) y poquísimos los que aportan. El dinero de otras pensiones tiene que salir de otro fondo, no de los que aportan para la pensión… Y si se suprimen las suculentas pensiones de los políticos se solucionan dos problemas de una sola vez: las pensiones y la cantidad de gente que se mete en política para vivir del cuento… son 4 años en un cargo político y pensión de lujo por el resto de la vida.

  5. El gobierno del PP ha vaciado la Caja de las Pensiones.
    Además de eso, ha estado cinco años lanzando dudas sobre su sostenibilidad.
    Al mismo tiempo, el laboratorio de ideas del PP (FAES) fundación sostenida con dinero público hasta hace pocos días (para eso si ha habido dinero) daba conferencias relacionadas con los “planes de pensiones privados” y otras sugerencias para que cada español se costeará su propio plan de pensiones. O sea pagándoselo de su bolsillo.
    ¿Has votado al PP?… Pues ya sabes lo que hay.

  6. Pedro Sánchez propone costear las pensiones con impuestos a la banca y a las transacciones financieras. Permitirían recaudar 2.700 millones de euros anuales, según las estimaciones del PSOE. ¿Otra ocurrencia de Súper-Pedro?

  7. El famoso enunciado de Goebbels, según el cual “una mentira mil veces repetida se termina transformando en verdad” es incompleto, pues debería decir “siempre que el oyente sea ignorante o esté adoctrinado”. No seré yo quien defienda las incontables tropelías de Marianico y su gobierno, pero el mérito de hundir a los pensionistas en la inanición (si no tuvieron la precaución y medios de contratar fondos de pensiones) se hizo en connivencia entre los sindicatos y el gobierno que “reinaba” el uno de agosto de 2011, cuando se firma la Ley 27/2011 (BOE del 2 de agosto). En esa fatídica ley se pone en marcha el plan de esclavización y depauperación del pensionista público español, por mucho que odiemos al PP. No recuerdo qué famoso filósofo dijo que “la mayor tragedia es la del ignorante, que se ve condenado de por vida a repetir lo que oiga a los demás, sin ser capaz de saber qué es verdad y qué es mentira”. No me sorprende que con una sociedad tan ignorante el PP/PSOE gane las elecciones generales.

    • Estamos de acuerdo, no todos somos tan borricos para no saber que fue ZP, con una de sus tantas “geniales” medidas para hundirnos en la miseria. Pero ¿por qué Rajoy no ha derogado tantas leyes que nos legó ZP como ésta, o como la de protección de las hidroeléctricas (en el caso de que tengan pérdidas, ¡¡el estado deberá compensarlas!!)? Me parece una floja excusa, y por supuesto que, aunque votar al PSOE es ir a la ruina, prefiero abstenerme antes que votar al PP.

      • Esa pregunta la debería responder él mismo, si tuviera un mínimo de vergüenza. Sí que derogó la Ley de Cajas de Ahorro, de forma que el saqueo por parte de PP-PSOE-IU-CC.OO.-UGT no volverá a ocurrir. Seguirá como hasta ahora, regalando dinero a los partidos que estos nunca devuelven, y nunca son embargados. A mí me encantaría que los saltimbanquis que se reúnen a la puerta de una Caja con los silbatos y las sartenes para impedir embargos, usaran su infernal alboroto para obligar a los partidos deudores a pagar sus deudas. Sospecho que no lo hacen porque, como tantas otras “iniciativas ciudadanas”, están muy bien subvencionados con mi dinero y el de usted, si es de los que pagan impuestos directos. En cuanto a la infame Ley 27/2011, Rajoy tendría que enfrentarse al bloque PSOE + mafia sindical, algo que él no quiere, pues prefiere aliarse con un PSOE en horas muy bajas.

  8. Montoro y otros ministros de gobiernos de Rajoy, se han pronunciado varias veces, sugiriendo que suscribiésemos seguros de jubilación privados. Impresentable, pero da una idea de lo que pretenden. Aborrecen lo público: la sanidad pública, la educación pública, la seguridad pública, los servicios públicos,…sólo hace falta ver los recortes en inversión pública.
    Defienden lo privado porque en empresas y bancos están sus jubilaciones y sus puertas giratorias. No quieren ni oír hablar de gravámenes a esas entidades.
    Así que tendremos que esforzarnos (medios independientes, periodistas y lectores) en convencer a los votantes para echar a Rajoy y su gobierno.

    • A nadie nos gustan estos mediocres del gobierno. Pero el votante, cuando oye las sandeces de Pedro y los mensajes para bobitos de los Demago-Posemos sale huyendo. Solo los que viven del cuento (subvenciones, ayudas, subsidios) los votan. El trabajador que paga hoenestamente sus impuestos vota otras opciones, o se abstiene.

  9. No hay nadie que proponga nada. ¿Por qué? Pues porque la supuestamente madura sociedad española (lo mismo pasa en el resto del mundo) castiga al que le plantea problemas. Todo aquel que propone algo es despedazado en público. Quien no hace ni propone nada gana elecciones.
    Hasta ahora sólo hemos oído seudo soluciones basadas en el recorte (congelar las pensiones con el 0,25%, aumentar la edad de jubilación,…), en el no hacer nada (algo muy premiado en nuestra “madura” democracia) o en proponer Arcadias felices en las que nada empeora, pero sin explicar cómo financiarlas (más allá de la bonita frase de que “paguen los ricos”).
    Ahora surge Pedro Sánchez con la idea de que lo paguen los bancos, que parecen ser los únicos que tienen dinero en este país. No se incluyen ni constructoras ni eléctricas ni personas físicas con posibles. Es la típica propuesta que “suena bien” pero que no tiene nada detrás.
    Hace falta un gran debate sobre el modelo a establecer y sobre su financiación. Se agradecería que algún partido hiciera propuestas serias y concretas, con números, con costes y con indicación clara de quién y cómo va a asumirlos. A lo mejor debería ser la sociedad civil la que iniciara el debate, ya que la m…. de políticos que tenemos es incapaz de hacerlo (quizá porque hemos creado una sociedad que no puede reconocer y enfrentarse a sus problemas)

  10. Son los políticos y los gestores económicos los que deberían hacer números de manera honesta y comunicarlo a la ciudadanía. Pero hay demasiados intereses (planes privados, votos, etc.) en un tema muy delicado y ningún partido ni los gestores a su servicio van a decir la verdad. El tema de las pensiones sigue siendo una incógnita y cada partido se lo pasa al siguiente que llega, porque de lo que no podemos tener dudas l@s ciudadan@s es que PP, PSOE y C’s tomarían decisiones muy similares e incluso consensuadas. Otra cosa es cómo lo vendan a sus votantes.

  11. En el año 45, con toda Europa destruida, con la miseria, el hambre y una reconstrucción pendiente, se crearon sistemas de seguridad social, se reconstruyó lo destruido y se eliminó el hambre. Claro que la gente estaba muy concienciada y la URSS daba miedo al capitalismo occidental. ¿Y ahora, con una sociedad infinitamente más rica no son viables las pensiones?. Quieren el negocio, es la directiva Bolkestein a la que no van a renunciar, es un dinero inmenso que lo quieren para ellos, quieren romper el espinazo de las pensiones con solidaridad intergeneracional. No es un problema de medios económicos: igual que los hay para socorrer a la empresa privada, banca, autopistas o Abengoa los tiene que haber para nosotros, máxime cuando cotizamos muchos años para ello. Simplemente es nuestro y nos lo quieren quitar. Un robo aplaudido por bobos.

  12. La pensión pública acabará siendo una prestación de mínimos de subsistencia. La cobertura adicional para mantener un nivel de vida se lo tendrá que buscar cada uno con la gestión de su ahorro y patrimonio personal. El sistema público no puede sufragar pensiones de 2.500 eur/mes en 14 pagas contra las bases de cotización actuales a la baja.

  13. Mariano Rajoy y el Partido Popular, terminan con las pensiones públicas
    Mariano Rajoy y el Neoliberalismo aplicado por el Partido Popular (Sistema económico basado en el Saqueo de lo público) han terminado con las pensiones públicas.
    La Seguridad Social no está ingresando lo suficiente para pagar las pensiones, Rajoy lleva tres años vaciando la Caja de reserva para pagar las pagas extras, para 2018, el Partido Popular no ha dejado ni un euro, para pensiones. Porque, si para proteger los salarios de los consejeros del IBEX 35, hay que pisotear los derechos de nuestros mayores con pensiones más bajas, se pisotean y ya está.
    Rajoy ha creado un escenario gravísimo, acelerado por su destructiva Reforma Laboral, por sus contratos temporales y los consecuentes salarios propina, que apenas cotizan a la Seguridad Social y empobrecen cada día más a los trabajadores que los cobran y al erario español.
    Las empresas aseguradoras y los bancos vendedores de planes de jubilación privados, se frotan las manos ante la noticia del posible recorte de las pensiones públicas.
    Rajoy, con sus políticas neoliberales pro corrupción, ha agravado el escenario económico.

  14. ¿Qué tal si empezamos a cortar la tela, por el inicio de la pieza? Abordando las causas del problema, allí donde se originan…

  15. Le quitaron derechos a los trabajadores y ahora van a por los pensionistas. Por lo menos los pensionistas de hoy cobran jubilación. Veremos a ver los del mañana. La datos son los siguientes. Pirámide demográfica invertida. Salarios de 800€ y precariedad absoluta. Déficit de 20.000€ M€. Bajar las pensiones un 20%, o racionalizar el gasto del estado, ordenando Administraciones, fundaciones, observatorios, empresas públicas, abrevaderos políticos. ¿Que piensan ustedes que harán?. Tic tac. Después de las próximas elecciones nos las meten doblada.

  16. El sistema de solidaridad de las Pensiones por el cual no cobras por lo que cotizas sino por lo que decide el Consejo de Ministros debería empezar a ser revisado, pero como DIOS manda.
    Lamento decir que me importa un pimiento y un pito la solidaridad entre trabajadores; yo no he trabajado 35 años cotizando al máximo (3 veces) para no saber qué me quedará!
    Del mismo modo que uno ahorra o gasta lo que le da la gana y hace con su dinero, con sus vacaciones, con sus cosas lo que quiere, igualmente cuando cotizas a un sistema de pensiones debería ser por capitalización; dicho en román paladino:
    Si durante estos años he aportado a mi sistema de pensiones XXX MILLONES DE EUROS, no puede ser que reciba una parte ínfima y, en caso de morirme el día que me jubile, mi familia no reciba ni 1 euro.
    Tampoco estoy conforme con juntar cotizaciones a la seguridad social por enfermedad, jubilación, desempleo, etc.y mucho menos (LO SIENTO PERO ES ASI) que se paguen prestaciones sin haber cotizado nunca o subsidio de desempleo indefinido. Que se pague con otro dinero no con el mío.

  17. Pero vamos a ver, las pensiones públicas dicen que son insostenibles (a pesar del dinero que se nos quita por adelantado).
    Los planes de pensiones privados son un timo o estafa (llámenlo como quieran) porque con las retenciones que te hace el propio Estado al recuperarlos te quitan mucho más de lo que te aportan, NO SON RENTABLES, pierdes dinero.
    ¿QUE CARAJO HACEMOS ENTONCES CUANDO NOS JUBILEMOS? ¿nos tenemos que quitar la vida para que los números cuadren y la economía fluya? ¿tendremos que trabajar hasta los 80 años? Pero si cada vez es más difícil que te contrate nadie a partir de los 50 (Salvo si eres consejero delegado de un banco o una eléctrica) o ¿son todo imaginaciones mías?

  18. Pensionistas a la espera. Los jubilados reciben el alza de 2,3 euros al mes con la expectativa de una reforma paralizada. Los afectados recurren a trucos para estirar la paga, que en un 60% de los casos es inferior a 1.000 euros.

  19. El debate de que NO HAY DINERO es falso de toda falsedad.
    Para demostrarlo imaginen el siguiente titular, imaginario:
    “La economía se tambalea ante la prohibición de usar niños para arrastrar vagonetas en las minas de carbón”
    O este otro:
    “La economía no soportará que se haga fiesta los domingos por la tarde. Se debe trabajar todos los días de la semana, dicen los empresarios, muy preocupados”.
    Qué es lo que falla?
    Falla la época. Los niños no arrastran vagonetas y vamos a la semana de 35 horas (si nos dejan).
    Porque es el sentido de la Historia, a pesar de los avaros que nos roban.

  20. La solución es la Izquierda.
    Los partidos conservadores, en todas partes, Europa, España venden que no se pueden pagar las pensiones para poder vender los planes de pensiones de las entidades financieras y aseguradoras que NOS HAN llevado a la crisis mundial en que estamos.
    No es una crisis, es una estafa, y la solución es la Izquierda y sus principios de solidaridad y redistribución.

  21. ¿Pedir dinero prestado para pagar las futuras pensiones? ¿Dónde está el dinero para pagarme a mí y miles como yo nuestras pensiones?¿Debemos creernos lo del dinero para mantener a flote la banca, aquello de que «se han perdido 35.000 millones»? ¿Dónde está el quid de la cuestión? A mi modesto entender, si me fijo en que no hay escasez en los súpers, puedo comprar lo que me apetezca dentro de mis posibilidades y por la calle circulan coches de gama alta, ¿por qué me dicen que no hay dinero para pensiones? ¿Quién trabaja (y cotiza) en los súpers, tiene contrato (y cotiza) quién me sirve una cerveza o me cocina un plato, trabaja (y cotiza) quien conduce un coche de alta gama?
    No se sostiene todo eso y que después nos digan que no van a poder pagar las pensiones. ¿O no tienen el cuajo de hablar de dinero negro, fraude a la Seguridad Social, de miles de empresarios, pequeños y del Ibex-35 que emplean a personas que en muchas ocasiones también cobran una ayuda, y les va de perlas a empresario y trabajador?

    • Benigno Blanco, la farsa como coartada política; Avanza, la insustancialidad como principio ideológico. Ya no engaña a nadie la ultraderecha de VOX.

    • Avanza es una apuesta estratégica de Génova para impedir que los católicos se unan a un proyecto político de corte identitario y derechista. En Génova están nerviosos. Saben que cada vez hay más votantes derechistas desencantados y tratan de impedir el surgimiento de una disidencia por la derecha. Benigno Blanco es un opusino meapilas democristiano y un farsante que ha tolerado la deriva abortista y homosexual del PP.

    • Este nuevo partido, tiene una cosa buena, que es dividir al electorado del PP. Esta estrategia no les viene mal a los partidos identitarios. Este partido ha surgido para que los votantes descontentos del PP no voten precisamente a los partidos identitarios. Exactamente el mismo papel que tenía que cumplir Vox antes de que fracasara. Lo único bueno es que unos y otros son muy torpes.

      • Es urgente que aparezca un FN español. Pero nunca llegará si no se unen los partidos y organizaciones identitarias en un grupo único, con una única bandera y un único líder y programa. Estoy harto de grupos con diferentes banderas e innumerables líderillos mirándose de reojo y aislando el redil como si fuera propio. No hay patriotismo ni existe interés en ceder en lo accesorio y cerrar filas en lo fundamental: el amor a nuestra Patria, a nuestra cultura, a nuestra historia y a los españoles.

  22. Respondiendo a quienes preguntan qué hacer: ya hay una asociación que está agrupando los esfuerzos de otras asociaciones para pedir al gobierno que derogue el “sistema Zapatero”. Copio y pego de su correo:
    “Han subido la edad de jubilación pero puede que no te hayas enterado.
    Aunque la prensa no lo haya dicho (porque no interesa), con el año nuevo se ha retrasado la edad de jubilación ordinaria. ¿Y cómo es eso?
    Retrasar la edad de jubilación sin que la gente se entere es tan sencillo como pactarlo con los sindicatos pero suspendiendo su entrada en vigor. Muchos han olvidado que en agosto de 2011 el gobierno del PSOE pactó con los sindicatos un retraso de la edad de jubilación hasta los 67 años, pero para que la gente no se enterara tuvieron la precaución de aprobar que ese retraso solo empezaría a entrar en vigor en el 2013, cuando ya estaría gobernando el PP. Además de suspender la entrada en vigor del retraso de la edad de jubilación hasta enero de 2013, se pactó aplicarla de forma progresiva, incrementándola un mes cada año. En conclusión,
    El 1 de enero de 2018 la edad ordinaria de jubilación ha subido a 65 años y 6 meses.
    La edad ordinaria de jubilación seguirá retrasándose un mes el 1 de enero de cada uno de los años venideros, pero no porque vayan aprobando subidas nuevas en el futuro sino porque ya las tienen aprobadas desde el 2011.
    El proceso finalizará el 1 de enero de 2027, cuando la edad ordinaria de jubilación en España será de 67 años. A no ser que antes vuelvan a reformarlo.
    Y LO REFORMARÁN NUEVAMENTE A SU FAVOR SI NO NOS OPONEMOS.
    DE TI DEPENDE QUE LO HAGAN EN CONTRA DE TUS INTERESES O A TU FAVOR.”
    Página web:
    http://www.plataformapensionesgranada.wordpress.com/
    Dirección de correo electrónico:
    movimientopensionesjaen@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s